Inicio » L’Espectacleria cultural » SI LA CULTURA ES MOVIMIENTO… ¿ESTAMOS PREPARADOS PARA INNOVAR?

SI LA CULTURA ES MOVIMIENTO… ¿ESTAMOS PREPARADOS PARA INNOVAR?

La explosión de la pandemia es la demostración evidente del hecho de que lo imprevisto siempre cambia las perspectivas de lo inevitable. El futuro no es solamente lo que está concebido como probabilidad en el presente, sino que es también una cantidad de otros desarrollos posibles aunque poco probables.

¡Sí! ¡Ahora lo vemos claro! El futuro que nos viene, totalmente imprevisto e inevitable, nos hace virar hacia otros desarrollos, que puede que sean eventuales o que perduren en el tiempo. Esto no lo sabemos. De lo que sí que podemos estar seguros es de que es la hora de abordar esta situación excepcional provocada por la pandemia y analizar las oportunidades que vamos a tener. Un nuevo reto para la cultura y el momento de mover ficha. ¿Pero realmente estamos preparados?

espectacleria-cultura

Puede que nos toque aceptar la posibilidad de que lo que antes se asumía como inverosímil o impracticable, adquiera de pronto condiciones de viabilidad. Habrá que luchar contra la incerteza del futuro y observar con atención lo que está pasando aquí y ahora para tomar decisiones respecto a los objetivos y las metas que nos impondremos en el sector cultural.

Por un lado tendremos que convencer a los que no creen que la cultura es una necesidad básica que tiene que ver con nuestros derechos humanos y convencerles del impacto que genera, por ejemplo, en la actividad turística, en el comercio local, en generar comunidad, o en la colaboración entre vecinos, voluntarios, tradiciones… Aunque no lo quieran ver, la cultura está muy arraigada entre nosotros y hay que demostrarlo. El sector tiene demasiada dependencia de las Administraciones Públicas y es un momento para apoderarse del cambio que vivimos aunque esto pueda ser un gran reto. ¡Juntos lo conseguiremos!

Espectacleria-cultura

Una opción que tenemos es darle la vuelta y decir que en este nuevo escenario la cultura se dibuja como una herramienta esencial para mantener unidas a las personas, para reafirmar el sentimiento de pertenencia a una comunidad, para subrayar valores y mantener despierto el apetito para cuando el telón pueda volver a abrirse. Y para conseguirlo necesita el apoyo ahora más que nunca de las Administraciones Públicas porque, de lo contrario, existe el riesgo muy real de que no quede nadie para subir ese telón o, incluso, que ya no haya cortinaje que levantar.

Espectacleria-cultural

Nosotros creemos que la crisis debe ser una oportunidad que empuje a hacer uso de los recursos disponibles, abriendo la cultura y entendiendo su capacidad unificadora, regeneradora y transformadora. Creemos que la cultura puede convertirse en parte de la solución para la sociedad. Así que volvemos a la idea de “la importancia de entender la cultura como una necesidad básica para todos”.

Así pues, nos preguntamos: ¿cómo recuperaremos esa confianza y seguridad?, ¿qué modelos o formatos nuevos crearemos? ¿cómo defenderemos la cultura para que sea tan esencial como otros servicios? En definitiva, ¿estamos en condiciones de innovar al respecto?

Habrá un cambio muy importante en los diferentes hábitos de la sociedad a los que los profesionales del sector cultural nos deberemos de poder adaptar con rapidez. El formato digital, por ejemplo, creemos que tiene que complementar al presencial, no sustituirlo. Hemos de integrar ambos y hay muchos formatos que antes eran impensables y que ahora se han convertido en viables. ¡Aprovechémoslos!

espectacleria-sector-cultural

Puede que la cultura debiera medirse por otros parámetros que no fueran solamente económicos. ¿No creéis? Cuando más animados estábamos comiéndonos el mundo, el mundo se nos ha comido de un bocado y nos ha dejado tirados y encerrados en casa. El mundo era tan, tan global que habíamos empezado a olvidar, casi por completo, el mundo local. El de la esquina. El de la calle de casa. El del vecino.

Así pues, debemos recuperar el comercio y la cultura de proximidad y hacer una aproximación responsable al consumo y a la política. Dar vida a los pueblos ahora que los hemos visto, casi, morir. Y ahora, que ya salimos, caminar por la calle a las horas que nos toca y escuchar cómo se levantan las persianas de nuestros comercios, de nuestros talleres, de nuestras tiendas, de nuestros profesionales y saber que no basta con proclamar y predicarles amor infinito, sino que ahora toca practicar lo que hemos predicado durante el confinamiento.

¿Realmente la cultura cambiará? ¿Hasta dónde llega su movimiento? Nosotros hemos decidido dar un paso al frente para formar parte de la solución. ¿Cómo?

INNOVANDO, porque hay que trabajar para que un proyecto cualquiera deje de ser cualquier proyecto. Esto requiere pensar en tu población, en tu territorio, y considerarlo también cómo un espacio que está en constante cambio. El proceso requiere de liderazgo, de conocimiento, de nuevo, de colaborativo; básicamente de producir con otros. No estamos solos, y debemos colaborar con quienes saben hacer lo que nosotros no sabemos hacer.

DANDO VALOR A LA CULTURA, por la necesidad que tenemos de recordar a la sociedad, y a las administraciones, la valía del sector cultural, y una suerte de imperativo de defenderlo aunque a veces nos resulte complicado o implique grandes costes.

Con CREATIVIDAD, repensando nuevos formatos culturales para que la adaptación a la realidad sea “más fácil” y en el corto, mediano y largo plazo puedan sobrevivir. Es muy interesante explorar la gran cantidad de ideas culturales que están surgiendo en tiempos de pandemia. Es el momento de escucharnos y de explorar la cultura que tenemos cerca, ¡la nuestra!

Y finalmente, CON DECISIÓN, porque tenemos y debemos preguntarnos: ¿quién queremos ser? ¿qué tipo de proyecto, iniciativa o sector? Esa autoconsciencia es la que nos conducirá –y nos fortalecerá– por el camino continuo del desarrollo y del crecimiento, ¡haciendo que la cultura adquiera movimiento!

¿Y tú? ¿Qué estás haciendo? ¿Nos ayudamos mutuamente?

¡VISITA L’ESPECTACLERIA CULTURA!

¡Comparte!
Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on whatsapp
WhatsApp